lunes, 21 de septiembre de 2009

El viejo diablo que habita en la luna
Me hace señas de socorro
Es el espejo de mi cara
Quien advierte la ignorancia
Y pregona sin tapujos
Lo que es el amor

1 comentario:

Chejdan dijo...

hola
este poema me ha gustado, concreto
y bello